perro hipotiroidismo

Hipotiroidismo en perros: síntomas, diagnóstico y tratamiento

El hipotiroidismo es la enfermedad hormonal más común en perros, se produce por una deficiencia de la hormona tiroidea.

Puede afectar a diferentes órganos del cuerpo del animal y se manifiesta con síntomas como sensibilidad al frío, letargia, obesidad, pelo apagado o caída de pelo en áreas específicas.

Mediante una analítica de las hormonas en sangre se puede diagnosticar este trastorno.

El tratamiento consiste en la administración oral de una hormona tiroidea sintética ajustada por un veterinario.

¿Qué es el hipotiroidismo en perros?

El hipotiroidismo es una enfermedad común en perros que se produce debido a una deficiencia en la hormona tiroidea.

Esta hormona es producida por la glándula tiroides y es necesaria para regular el metabolismo del cuerpo de nuestro perro.

Cuando el cuerpo no produce suficiente hormona tiroidea, se pueden producir una variedad de síntomas y problemas de salud en el perro.

Definición de hipotiroidismo en perros

El hipotiroidismo es una enfermedad endocrina que se produce cuando el cuerpo del perro no produce suficiente hormona tiroidea.

Esta hormona es esencial para regular el metabolismo del cuerpo del perro y para mantener su salud en general.

Causas del hipotiroidismo en perros

Hay varias causas subyacentes que pueden llevar a un perro a desarrollar hipotiroidismo. La causa principal es la atrofia y la destrucción de la glándula tiroides, lo que significa que el cuerpo ya no puede producir suficiente cantidad de hormona tiroidea. Otras causas incluyen enfermedades autoinmunitarias, tumores hipofisarios y el uso prolongado de ciertos medicamentos.

Razas más propensas a padecer hipotiroidismo

Algunas razas de perros son más propensas a desarrollar hipotiroidismo que otras.

Estas incluyen el Doberman Pinscher, el Pastor Alemán, el Boxer, el Golden Retriever, el Cocker Spaniel y el Schnauzer Miniatura, entre otros.

Sin embargo, cualquier raza de perro puede desarrollar hipotiroidismo.

Signos clínicos del hipotiroidismo en perros

Los síntomas del hipotiroidismo en perros pueden variar de un perro a otro, pero algunos signos clínicos comunes incluyen sensibilidad al frío, letargia, aumento de peso, caída de pelo y problemas cutáneos, entre otros.

Los perros hipotiroideos tienen tendencia a la obesidad, se muestran poco activos y algo torpes, pero es difícil que los dueños se den cuenta.

Normalmente vienen a consulta porque aparecen calvas o problemas de piel, pero lo cierto es que es una enfermedad que puede presentarse con gran variedad de síntomas.

Mixedema en un perro con hipotiroidismo
Expresión característica de un perro hipotiroideo, causada por el acúmulo de edema debajo de la piel. (Mixedema)

Hay que tener en cuenta que es un proceso paulatino, los propietarios suelen pensar que es consecuencia del envejecimiento, no se dan cuenta de que se trata de una enfermedad.

A veces sospechamos de hipotiroidismo en un perro, después de obtener pobres resultados con nuestro programa de reducción de peso, pero no todos los perros hipotiroideos están necesariamente obesos.

En otras ocasiones, nos damos cuenta porque al perro no vuelve a crecerle el pelo después de acudir a la peluquería.

Perro durmiendo debajo de una manta

Los perros con hipotiroidismo suelen se muy frioleros, buscan siempre fuentes de calor, aunque debes tener presente que a muchos perros les gusta dormir cerca del radiador y no por eso tienen hipotiroidismo.

El hipotiroidismo en perros presenta síntomas muy sutiles, sobre todo al principio y de desarrollo lento, la enfermedad puede desarrollarse a lo largo de varios meses, hasta un año.

¿Cómo afecta el hipotiroidismo al cuerpo del perro?

El hipotiroidismo puede afectar al cuerpo del perro de diferentes maneras.

Puede causar problemas en el sistema nervioso, el sistema cardiovascular y el aparato gastrointestinal.

Además, los perros con hipotiroidismo tienen un mayor riesgo de desarrollar enfermedades adicionales, como la obesidad y la diabetes.

Hipotiroidismo en perros: Desaparicion de las calvas despues del tratamiento
Calva en el rabo de un perro con hipotiroidismo

Diagnóstico del hipotiroidismo en perros

Para establecer un diagnóstico definitivo de hipotiroidismo en perros es necesario realizar una serie de pruebas y análisis.

Conviene hacerle un perfil completo para descartar que otros órganos puedan estar afectados.

La detección precoz de esta enfermedad es fundamental para evitar problemas de salud graves en nuestra mascota.

Aquí te detallo los métodos más utilizados para diagnosticar el hipotiroidismo en perros.

Cómo diagnosticar el hipotiroidismo en perros

El diagnóstico del hipotiroidismo en perros se basa en una serie de pruebas y análisis de laboratorio que incluyen:

  • Examen clínico completo del paciente.
  • Análisis de sangre
  • Ecografía tiroidea
analisis

Análisis de sangre para medir las hormonas tiroideas

La prueba más importante para diagnosticar el hipotiroidismo en perros es el análisis de sangre para medir las hormonas tiroideas.

Generalmente, se realizan dos pruebas para determinar la concentración de hormonas tiroideas en la sangre del perro:

  • Determinación de la concentración de la hormona estimulante del tiroides (TSH): La TSH se produce en la glándula pituitaria y estimula la producción de hormonas tiroideas por la glándula tiroides. Si la concentración de TSH en la sangre del perro es alta, puede indicar hipotiroidismo.
  • Determinación de la concentración de tiroxina (T4): La T4 es una de las dos hormonas principales producidas por la glándula tiroides. Si la concentración de T4 en la sangre del perro es baja, puede indicar hipotiroidismo.

Otras pruebas complementarias para el diagnóstico del hipotiroidismo

Para confirmar el diagnóstico de hipotiroidismo en perros, se pueden realizar otras pruebas complementarias, como:

  • Prueba de TRH: Este examen consiste en inyectar una sustancia llamada TRH (hormona liberadora de tirotropina) y medir la concentración de TSH en la sangre del perro después de la inyección. Si la concentración de TSH no aumenta después de la inyección, puede ser un indicio de hipotiroidismo primario (producido por la glándula tiroides).
  • Anticuerpos antitiroideos: Algunos perros con hipotiroidismo tienen anticuerpos que actúan contra su propia glándula tiroides. La detección de estos anticuerpos en la sangre del perro puede indicar hipotiroidismo autoinmunitario.
  • Biopsia de tiroides: En casos raros, el diagnóstico de hipotiroidismo en perros se confirma mediante una biopsia de tejido de la glándula tiroides.

Es fundamental que el diagnóstico sea realizado por un veterinario especialista que pueda interpretar correctamente los resultados de las pruebas y recomendar el tratamiento adecuado para la mascota.

Tratamiento del hipotiroidismo en perros

El tratamiento del hipotiroidismo en perros consiste en la administración de hormona tiroidea sintética, denominada levotiroxina.

Esta terapia de reemplazo hormonal es de por vida, ya que no existe cura para el hipotiroidismo en perros.

Terapia de reemplazo hormonal con levotiroxina

La levotiroxina se administra por vía oral y se ajusta en función del peso del perro y los niveles de hormonas tiroideas.

Es importante que solo sea administrada bajo prescripción veterinaria, para evitar dosis incorrectas y efectos secundarios.

Dosis y administración de levotiroxina en perros

La levotiroxina debe administrarse siempre a la misma hora del día, preferiblemente en ayunas y sin haber tomado otros medicamentos, ya que algunos de ellos pueden disminuir su absorción.

Si se administra incorrectamente, puede afectar negativamente el bienestar del perro.

Los veterinarios regulamos la dosis, aumentándola o disminuyéndola en función de la respuesta del perro al tratamiento.

También realizamos pruebas de sangre periódicas para asegurarnos de que los niveles de hormonas tiroideas sean los adecuados.

Efectos secundarios del tratamiento con levotiroxina en perros

Algunos efectos secundarios de la levotiroxina son diarrea, vómitos, letargo, nerviosismo o aumento del apetito, entre otros.

Si el perro tiene una enfermedad cardíaca subyacente, es importante monitorizarla, ya que la administración de hormonas tiroideas sintéticas puede afectar al corazón.

La importancia del seguimiento veterinario

Es fundamental que el perro con hipotiroidismo sea examinado periódicamente por un veterinario, para garantizar que está recibiendo el tratamiento adecuado y que los niveles de hormonas tiroideas son los correctos.

El veterinario puede realizar pruebas de sangre para ajustar la dosificación de levotiroxina en función de los resultados.

Calva en el rabo de un perro con hipotiroidismo
Calva en el rabo de un perro con hipotiroidismo

Recomendaciones en casos de hipotiroidismo en perros

Qué hacer si sospechamos que nuestro perro tiene hipotiroidismo

Si sospechas que tu perro puede tener hipotiroidismo, debes acudir a tu veterinario para que le realice un examen completo.

Es fundamental transmitir al veterinario cualquier síntoma que hayas notado en tu perro.

Como veterinario llevaré a cabo la evaluación necesaria, que incluirá análisis de sangre para medir las hormonas tiroideas.

Es importante acudir a un veterinario experimentado en endocrinología y que tenga experiencia en el diagnóstico y tratamiento del hipotiroidismo en perros.

En Cristina Veterinarios llevamos más de veinte años tratando esta enfermedad.

Cómo cuidar a un perro con hipotiroidismo

Para cuidar a un perro con hipotiroidismo es necesario seguir las indicaciones veterinarias, tanto en la dosis de levotiroxina administrada como en las pruebas de seguimiento necesarias.

Además, es importante mantener una dieta saludable, hacer ejercicio físico moderado y seguir los controles periódicos.

Si el perro presenta obesidad, hay que llevar a cabo una dieta adecuada que evite alimentos con altas cantidades de grasas.

Prevención del hipotiroidismo en perros

No existen medidas preventivas específicas para el hipotiroidismo en perros.

Recomendamos hacer controles periódicos para mantener un seguimiento adecuado de su estado de salud.

Siempre que haya sospechas o síntomas, lo mejor es acudir al veterinario.

Importancia de un buen diagnóstico y tratamiento del hipotiroidismo en perros

El hipotiroidismo en perros puede causar importantes alteraciones en su salud.

Es importante que el diagnóstico y el tratamiento sean realizados por un veterinario, puesto que una dosis incorrecta de levotiroxina puede causar efectos negativos en la salud del perro.

Con un buen diagnóstico y tratamiento, el perro con hipotiroidismo puede tener una buena calidad de vida y comportarse con normalidad.

El seguimiento periódico y la administración adecuada del medicamento son fundamentales para el éxito del tratamiento.

  • En resumen, si sospechas que tu perro puede tener hipotiroidismo, acude al veterinario especializado en endocrinología.
  • Sigue las indicaciones del veterinario y administra correctamente el tratamiento con levotiroxina.
  • Realiza controles periódicos y lleva a cabo una dieta saludable y moderada en grasas.
  • No existen medidas preventivas específicas, pero se recomienda hacer chequeos periódicos de su estado de salud.
  • Con un buen diagnóstico y tratamiento, el perro puede llevar una existencia normal y tener una buena calidad de vida.

Publicaciones Similares

2 comentarios

  1. Buenos días, mi perro lleva 5 semanas tomando las pastillas hubo que castrarlo por aparición de tumor en un testículo al que la biopasia dió benigno. Quisiera saber si le volverá a crecer el pelo, y en cuanto tiempo . Muchas gracias, un saludo.

Los comentarios están cerrados.